Aichi Type 99 Val “Takashige Egusa”. Cyber Hobby. 1:72 (Ago – Oct 2015).

Esta maqueta empezó como un intento de proyecto “express”, algo rápido y sin muchas complicaciones para presentarlo al Grupo de Trabajo de Aviación Japonesa para el Concurso de Modelismo de Fuengirola de 2016.

Por este motivo decidi de entrada volver a la escala 1:72 y hacerlo “de caja” es decir, sin extras de ningún tipo. Como en otras ocasiones, me atrajo un dibujo de una deco en especial, la del Bombardero Aichi “Val” del Comandante Takashige Egusa, que lidero el ataque a Pearl Harbour.

1.- LA MAQUETA.

Esta es la presentación de las diferentes grapas e instrucciones de la maqueta.

De entrada, la maqueta tenia una pinta espectacular, mucho mejor que el viejo molde de Airfix. Un plástico muy fino, con muy buen acabado.

Lo que empezaba como una maqueta “express” pronto se complicaría. El primer disgusto me lo lleve al comprobar que esta maqueta venia mal de fabrica y uno de los timones de cola venia deformado. Tenia la opción de hacer una copia de resina o bien intentar moldear uno a scratch. Como nunca había hecho copias de resina, opté por la segunda opción, quedando mas que decente, creo yo.

 

2.- INTERIORES.

Con respecto a los interiores, seguí con mi plan de no complicarme demasiado la vida (aunque ya se me empezaba a torcer). Aquí teneis el paso a paso de estos interiores hecho “de caja”.

 

3.- FASE DE PINTURA.

3.1. CAPA BASE DE IMPRIMACION.

Tras un montaje fácil y sin complicaciones, empecé la fase de pintura como suele ser habitual, una buena limpieza, puliendo bien la superficie. Posteriormente una capa de imprimación negra brillante de Alclad II y Aluminio de la misma marca.

3.2. PINTURA DE CAMU VERDE.

Tras la imprimación, empecé la pintura de la deco usando acrílicos de Tamiya en los tonos apropiados usando como referencia la bibliografía técnica. Quería darle un toque operativo, por lo que desde el principio había que preparar las zonas a desgastar, como en algunos paneles y el encastre alar.

De nuevo todo iba perfecto, avanzando a buen ritmo peeeeroooo … mas problemas. Esta vez algo que ya conocía, use un barniz con base de esmalte para proteger y cuando empecé a aplicar los oleos para el paleado y remachado … zas!!! Esta vez la equivocación vino por estar prácticamente seguro de que el barniz era acrílico, sin comprobarlo previamente.

Independientemente de arreglar el pequeño estropicio inicial, no iba a poder seguir trabajando los oleos con este barniz, así que no me lo pensé dos veces y me decidí a decaparlo todo y empezar la pintura de nuevo. Así de paso cogía algo de experiencia con este proceso, lo cual nunca viene mal. Esta vez procedí a decapar correctamente, con un spray Forza Hornos, metiendo la maqueta en una bolsa hermética. Tras una buena limpieza con agua y jabón, así estaba la cosa.

Volvemos a aplicar la capa base de aluminio y empezamos el trabajo de pintura por segunda vez.

Hasta aqui el trabajo con aerógrafo. Ahora si protegemos con barniz acrílico y empezamos a resaltar paleado y remachado con oleos. Aquí estuve haciendo bastantes pruebas de color ya que un paleado oscuro se perdería con el color verde de esta deco. Al final, decidí usar tonos claro simulando el polvo y buscando un efecto mas estético que resaltara los paneles.



Terminamos aplicando mas efectos con oleos, resaltando la suciedad del encastre alar y aplicando algunas luces y sobras.

La pintura de la cupula tuvo su trabajito extra ya que no tenia mascaras para este modelo. Aplique unas mascaras hechas con cinta de 1mm y maskol.

 

4.- ESCENA.

Buscando un plus de originalidad, pensé en representar este avión haciendo una especie de entrada “triunfal” a su portaaviones, eufóricos, saludando a los compañeros después de la misión realizada. Lógicamente este planteamiento cojea por su verosimilitud ya que el aterrizaje en el portaaviones era de los momentos mas complejos y seguro que no estarían para soltar las manos de los controles.

Una vez mas, decido dar prioridad al tema estético antes que a otra cosa pese a la critica del sector mas purista de este hobby. Recuerdo una maxima: “El artista nunca es esclavo del motivo, es el motivo quien es esclavo del artista”.

Decido hacer un trozo de cubierta del portaaviones Soryu con una lamina de plasticard.

Para las figuras, tengo que hacer un apaño entre varias, moldear un poco y ajustar bastante las dimensiones ya que de nuevo me encontré con un problemilla añadido, las figuras de pilotos a 1:72 no cabían en la cabina. Nada, algunos retoques y listo.

Con esto terminabas este proyecto que prácticamente desde el principio empezaba con problemas y que pese a todo, termino con un resultado satisfactorio.

Anuncios